MEJILLONES EN ESCABECHE [Señora… o señorita]

Por fin he reservado las vacaciones. De verano, digo.

Tengo todo contratado [todo en verdad incluye poca cosa: vuelos de ida y vuelta, y un apartamento]. Y ya he discutido con dos webs de reservas. Soy una broncas.

La cosa viene de lejos. Cada año y como soy una tocapelotas [a esta edad una ya ha asumido lo que es], les he pedido amablemente a los responsables de las webs de vuelos, hoteles y servicios turísticos en general, que me expliquen eso de que sólo me preguntan mi estado civil si soy mujer.

Sí. No me mires así. Normalmente, cuando reservas un alojamiento, si eres mujer te preguntan por tu estado civil. Y sólo si eres mujer.

¿No te lo crees? Prueba a iniciar una reserva. Antes del nombre, suele haber una casilla que dice «tratamiento» y cuando pinchas se desplega un menú que tiene sólo tres opciones: Señor, señora, señorita.

Antes de que me digas que es una cuestión de uso común, voy a rebatirlo. Piensa, con sinceridad, cuantas veces en el último mes has empleado la palabra señorita para dirigirte a alguien. ¿Hay algo?. Probablemente no. Así que NO es de uso común. Que señorito suena peor y tiene otras connotaciones, eso sí es cierto. Pero que suene peor y tenga otras connotaciones no justifica que se use señorita que suena igual de mal y está en desuso. Digo.

A mí estas cosas me tocan la chirla, para ser sincera. Me molesta que toda esta basurilla lingüística de usos rarunos y formulismos anticuados perviva hasta nuestros días, y que nadie piense en quitarlo de una vez por todas. Más en un momento en que el sexo de asignación biológica, el género y la orientación van por libre y no se sujetan a la normatividad imperante hasta ahora. En una sociedad donde las mujeres pueden tener minga y los señores tetas [cosa que aplaudo] que los hoteles sigan preguntando eso de Sr/Sra/Srta me revienta.

Sobre todo porque el verdadero motivo de que se preguntara [antiguamente, cuando podía tener al menos sentido, no común, pero sentido] es que las mujeres debían tener el permiso de sus maridos ya que eran tuteladas por ellos como si se tratara de menores. No lo entiendo, de verdad. Que no preguntan si eres mayor de edad [podría tener algún sentido al hacer una reserva, y no lo hacen] y te preguntan si eres señora o señorita. Tiene huevos la cosa, no os creáis que no.

Yo como tengo muchas ganas de tocar la moral y de poner en evidencia estas cosillas, cada año le pregunto a alguien por alguna red social el motivo de que me pregunten mi estado civil sólo por ser mujer. Pregunto cosas como si me están pidiendo una cita, o me dirijo a ellos para que me digan qué tratamiento consideran más adecuado si soy queer, si no me siento en el mismo género todos los días, o pregunto si se refieren al género biológico o al género verdadero cuando no es el mismo. Esas cosas. Lo hago por divertirme. Pero también por provocar una reflexión. Que falta hace. No os creáis que no…

En fin, que esta chapa que os he largado viene al hilo de que acabo de reservar un apartamento, y de que tengo que enseñaros unos mejillones en escabeche casero que le he asaltado vilmente a mi amiga Carol; que va a compartir de seguro esta reflexión que acabo de hacer, que no en vano nació en el momento justo para ser un poco… violeta. Es un gusto asaltar blogs cuando la gente que hay detrás son personas a las que conoces, os lo aseguro. Y con Carol debo decir que ha sido un verdadero placer.

Receta hecha para el #asaltablogs

MEJILLONES EN ESCABECHE

CAL 158,4 · HC 0,5 · PR 5,4 · GR 15,4 [100 G, MUY APROXIMADO*

*[Dependerá del aceite que tomes con los mejillones, en este cálculo he dejado la mitad]

INGREDIENTES

  • Mejillones, 1 kg [peso en fresco, con conchas]*
  • Aceite de oliva, 100 g
  • Vinagre de sidra, 150 g [puedes usar cualquier vinagre, que sea suave y mejor si es blanco o dará un sabor muy fuerte]
  • Laurel, 2 hojas
  • Ajo, 3 dientes
  • Pimentón dulce, media cucharadita
  • Pimentón picante, un cuarto de cucharadita, o al gusto
  • Sal

*Se pueden usar mejillones ya limpios, en ese caso calcula unos 150-200 g aproximadamente de carne de mejillón. No será lo mismo, pero funcionará.

MODUS OPERANDI

Para cocinar los mejillones en escabeche casero, lo primero que haremos será limpiar bien los mejillones de barbas y restos de parásitos [esa cosa blanca que hay sobre el caparazón]. Los ponemos a cocer en una vaporera con medio dedo de agua y una hoja de laurel. Cuando estén abiertos, dejamos que se templen, retiramos la carne de todos los mejillones y la reservamos tapada.

En una sartén ponemos a calentar el aceite. Mientras coge temperatura, cortamos los ajos en láminas, y los añadimos a la sartén cuando esté listo el aceite. Cuando comience a dorarse, añadimos todo el pimentón, la hoja de laurel, la sal y el vinagre. Lo mezclamos bien. Incorporamos la carne de los mejillones, y lo dejamos a fuego bajo unos 10-15 minutos.

Pasado ese tiempo, retiramos los mejillones a un recipiente ajustado [no excesivamente grande, para que queden cubiertos por el escabeche] y vetemos sobre ellos todo el escabeche de la sartén, hasta cubrirlos por completo.

Guardamos en la nevera como mínimo 24 horas. Hay que tener paciencia, los mejillones tienen que terminar de macerarse en el escabeche. Créeme… vale la pena esperar.

17 Comments

  1. Pero la mejor tocapelotas de todas jajaja, no me cambies nunca, que eres genialosa!!! Por cierto, estuve a punto de hacer los mejillones, pero me faltó tiempo. Me dejas de los tuyos??? Besotes!!!

    Reply
  2. Bea CH

    pues yo tambien reservé ayer las vacaciones pero ni cuenta me di de eso, mas que nada porque ya tengo creado perfil y fue rápido, que dudando estoy en si lo hice bien o mal, por lo demas hemos disfrutado del mismo asalto aunque yo en olla lenta, ya sabes que es vicio ultimamente, un placer pasar por tu cocina y ya me contarás señorita donde se va usted de vacaciones y si es sola o acompañada de alguien que le de permiso para entrar en restaurantes y bares ;) bss

    Reply
  3. Pues la verdad es que yo saco muy a menudo billetes de avión y no me he dado cuenta solo me ponen señor o señora ara poner yo los nombres la próxima vez me fijaré mas , pero de momento me quedo con estos maravillosos mejillones

    Reply
  4. Maryjose Alvarez Jimenez

    Se ve que estos mejillones han triunfado también, es un aperitivo fantástico para las vacaciones, seas señor o señorita jejejeje. Haces bien en protestar, si no se protesta seguirán haciéndolo. Besos!

    Reply
  5. Pues sí, tienes razón… cuando reservas en webs inglesas tienes la opción de Ms. por si no quieres tener que pronunciarte, pero entiendo que tu reflexión va más allá de la condición civil, sino por el tema del género.

    Por otra parte, se ve que estos mejillones en escabeche son la estrella de este mes. ¡Y es que vaya pinta tienen! Un asalto de comida casera riquísimo.

    ¡Besote!

    Reply
  6. Uffff!!! Yo también soy una tocapelotas!! Estas cosas me sacan de mis casillas y encima si me pasa algo así, entroen »bucle» y me pongo a comprobar si en el resto hacen lo mismo, grrrr y cada vez me mosqueo mas!
    Ya sabes que me encanta tu blog y tus entradas, y tu forma de expresarte, pero…más me gustas tú!! Mil gracias por visitar mi cocina y llevarte este aperitivo, como se entere Miguel de que habéis acabado con ellos…me va a tocar hacer más. Besos preciosa

    Reply
  7. La verdad es que parece una tontería, porque puedes poner señorita y estar casada, yo lo hago y no pasa nada, solo faltaba que te pidieran el certificado de matrimonio, o al revés, pero si es verdad que esos «tratamientos» están ya obsoletos.
    También te digo que igual que discuto por un vino, la edad me ha enseñado a no «molestarme» mas de la cuenta con otras cosas y una de ellas es esta :-) Por no hablar de cuando se pone el «Don» o «Doña», eso daría para otro debate.
    Adoro los mejillones en escabeche, te han quedado de lujo!
    Besos
    Nieves

    Reply
  8. Hola !
    Pues haces muy bien protestar porque estas cosas son un sinsentido . Ya está bien !!!
    Menos mal que luego pruebas un platin de estos ricos mejillones en escabeche y estoy segura que el cabreo se va rápido.
    Qué pintaza, me gustan mucho así !
    Feliz comienzo de semana.

    Reply
  9. Madre mía con los mejillones, que buenooooossss!!
    Con el hambre que tengo y de ver esta cazuelita con los mejillones tan ricos y tan apetecibles, además ya ha pasado las 24 horas así qué!!!
    Un asalto estupendo.
    Besos

    Reply
  10. Yo tambien soy una toca pelotas me lo he pasado pipa leyendote como siempre es un placer venir a vistarte no se que me gusta mas si tus recetas o las entradas previas a la receta .
    Los mejillones te han quedado de relujo y no dudo lo mas minimo que estuvieran de rexupete , asalto mas que superado.
    Bicos mil y feliz semana wapa.

    Reply
  11. Yo también soy de esas tocapelotas. Por la señora o señorita no he discutido, pero con los bancos y otras entidades en las que estamos mi marido y yo y toda la correspondencía venía (ojo, digo venía) a nombre de él, ahí es otro cantar.

    Me llevo unas pinchaditas de mejillones para que se me quite el cabreo que me ha subido con tanto absurdo. A partir de ahora me fijaré en lo de señora o señorita y sigo tus pasos.

    Por cierto, mi padre decía que todas las mujeres eramos señoras independientemente del estado civil.

    Bss

    Elena

    Reply

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.