BIZCOCHO “OH MY GOD!” [El más mejor y más ligero]

 

CAL 240,2 . HC 40,5 . PR 9,2 . GR 5,7 [100 GRS ¡PASAS INCLUIDAS!]

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

…Porque fue lo primero que pensé cuando lo vi.
…Que no podía ser. Tenía que estar soñando. Estas cosas siempre tienen truco.
…Pues no.

Era verdad. Y me tuve que pellizcar varias veces. Estaba despierta. Mucho. Tanto que casi llego tarde al trabajo porque me quedé un cuarto de hora dándome pellizcos en las orejas para ver si era verdad que estaba despierta.

Y es que estas cosas no se encuentran todos los días.

Es uno de los bizcochos más increíbles que he comido nunca -por supuesto estoy hablando únicamente de los bizcochos integrales elaborados sin grandes aportes de grasas y azúcares. Lo he hecho ya tres veces, aunque los anteriores no los fotografié porque no estaban monos -ya se sabe, que aquí comemos por los ojos, y claro…

Lo cierto es que el bizcocho sube bastante, y se queda roto por arriba, roto, pero con elegancia. Como las barras de pan de pueblo. Un roto bonito, de recién horneado, de vapores subiendo del bizcoho, esos rotos que nada más verlos es como si olieras a horno calentito…

Es suave, esponjoso y tiene una corteza increíblemente crujiente.

Desde ese día soy fan confesada de SandeeA que nos hizo el regalo de colgar este bizcocho en su blog La receta de la felicidad. En mi versión tiene alguna modificación (nueces por pasas y azúcar por sacarina, además de harina integral) pero es bastante fiel al original. Y también lo he hecho con la mitad de las cantidades, añadiendo algo más de harina para compensar el huevo, y sale perfecto igualmente.

No tiene pegas. Me voy a casar con este bizcocho.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

INGREDIENTES

Mantequilla ligera, 50 gr [Se puede usar en su lugar aceite de oliva de sabor suave, mismo peso]
Leche semi, 250 ml
Huevo, 1 ud
Edulcorante equivalente a 200 gr de azúcar
Harina integral, 300 gr*
Levadura, 1 cucharada de té
Pasas, 50 gr

*Usar una harina que funcione bien en repostería es muy importante para que no quede un mazacote. Las harinas integrales a veces son fuertes, muy panificables, y poco aptas para estas recetas. Recomiendo: Bizcochona y Harimsa, si descubrís más… soy toda oídos!


OLYMPUS DIGITAL CAMERA

MODUS OPERANDI

Precalentamos el horno a 180º. Batimos el huevo, añadimos la leche, la mantequilla fundida y el edulcorante. Es interesante hacerlo en este orden porque el edulcorante hace pegotes en los líquidos calientes.

Añadimos la harina mezclada con la levadura en dos o tres veces, y mezclamos bien para evitar los grumos. Añadimos las pasas [hay que enharinarlas antes, para esto las metemos en una bolsita con un puñado de harina, cerramos dejando aire dentro, y agitamos bien. Limpio y rápido] y las distribuimos por la masa.

Ponemos la masa en el molde [si no es de silicona, con mantequilla y harina] y horneamos durante 40-45 minutos.

Yo lo puse con aire y en 40 minutos lo tenía, pero mi horno es muy rápido.

7 thoughts on “BIZCOCHO “OH MY GOD!” [El más mejor y más ligero]”

  1. vengo a ver tu superbizcocho a tu casita… me ha encantado , sobre todo , porque me ha alcinado que solo lleve 1 huevo y que salga semejante maravilla…¡¡enhorabuena!! lo has bordado..

  2. Me encantan las recetas de tu blog; desde que lo descubrí hace una semana, ya he cocinado dos!. Ayer le tocó el turno a este bizcocho, y aunque de sabor quedó rico, salió un poco apelmazado. No estoy muy segura de la consistencia de la masa: a mi me quedó algo a caballo entre la textura de la bechamel y la masa de pan: o sea, bastante pegajosa y un poco dificil de manipular.
    No sé si el problema estuvo en que yo le puse edulcorante líquido (3 cucharaditas) en vez de en polvo. Y luego tampoco me subió demasiado (quizás en vez de levadura royal hubiera sido mejor poner la de panadería…)
    En fin, que gracias de todos modos, porque aún así está riquísimo

  3. Hola Marta!

    Me encanta que te guste! Gracias por venir a decírmelo!

    Sobre el bizcocho, la sacarina líquida va bien, no es ningún problema. Y la levadura DEBE ser royal, nunca de panadería…

    Se me ocurre que cada harina es un mundo, y puede que hayas usado una harina un poco más fuerte, para esto es ideal la bizcochona del mercadona, o en todo caso, si ves que la masa es muy muy dura, añade medio vasito de leche o un poco menos, y la aligeras, así quedará más esponjoso.

    Pero no debe quedar líquida, tiene que ser… tipo bechamel de croquetas, consistente sin llegar a ser inmanejable como una masa de pan.

    Bueno…

    Ya me contarás que tal las demás recetas que te animes a probar…

    Por cierto… doy por hecho que la sacarina es apta para horno…

  4. Muchas gracias por tu ayuda!! Sabiendo cómo debe ser la textura, me resultará más fácil. (Sí, la sacarina era apta para horno.)
    El otro día hice el pollo con pimientos y cebolla: muy rico, y realmente sorprendente el uso del café. A mi chico le encantaron.

    Ya te iré contando..

  5. Lo volví a hacer y me quedó perfecto!! Por si alguien le sirve, yo añadí 100 ml más de leche y otra cucharadita de levadura. Además hice una versión todavía más light: 2 claras de huevo en vez del huevo, y la ralladura de un limón en vez de las pasas: riquísimo!

Habla ahora o calla para siempre...