FABADA ASTURIANA EN CROCK POT [Y un formateado accidental]

Soy una outsider. Vivo fuera de la ley. No uso Windows.

Sí. Pertenezco a ese reducido grupo de irreductibles galos ciudadanos que han decidido que es posible vivir fuera de la sombra alargada de las ventanitas de colorinchis.

El cambio no fue fácil, no os vayáis a pensar que sí. Porque la cultura informática dominante había creado una zona de confort del tamaño de un apartamento grande en torno a mí. Así que tuve que ir poco a poco. Primero, me instalé un pequeño sistema operativo virtual en mi sistema principal, y ahí puse Linux. Lo chafardeé, jugué, probé programas… y de ahí pasé a un arranque dual: hice una partición al disco duro y arrancaba en Linux o Windows según necesidad del momento.

Hasta que un día, con Linux ya insertado en mis rutinas, los programas que necesito instalados y rodados, y cierta autonomía en el manejo, tomé una decisión: desinstalar las ventanitas de colorinchis de mi vida. Operación que exigía un formateo integral del disco duro, para que el ordenador fuera arrancado desde cero con su nuevo sistema operativo y quedara instalado.

Antes de hacer tal cosa, como os podéis imaginar, hice una copia de seguridad de todos mis documentos. Descargué una copia del blog y posteriormente la subí a la nube. Borré todas las copias de seguridad del disco auxiliar para grabar una nueva completa y actualizada. Y con todo esto hecho, y tras una gran ceremonia de revisar una y otra vez que las copias estaban hechas y completas [blog descargado, Mis Documentos copiado…], y que el usb de arranque de Linux estaba preparado, la bios modificada para arrancar desde el usb… le di a la tecla Enter iniciando con ello el formateo de mi disco duro.

Fui a la cocina, me preparé un café dispuesta a esperar lo necesario para ver mi pantalla en negro total. Y cuando estaba a puntito, pero a puntito de verla, hice un último repaso mental: blog salvado, copias de seguridad antiguas borradas, copia íntegra de Mis Documentos actualizada, usb de arranque -rebobina-rebobina-rebobina-Mis Documentos copiada pero ¿Mis Imágenes?

Y en ese momento [y no antes] recuerdo aquel día lejano en que me pareció que las copias de seguridad semanales tardaban una eternidad, y decidí sacar de Mis Documentos la carpeta con las fotos, con la idea de que no se incluyera en las copias de seguridad semanales [ya sé que se pueden elegir qué carpetas se copian, pero incluso así la copia se ralentizaba mucho, cosa que mejoró al colocar las fotos en otra ubicación]. Y recordé que había dejado una copia íntegra en el disco duro. Y desde esa, sólo hacía copias nuevas a mano cuando cargaba fotos.

Y que había vaciado TODAS las copias de seguridad previas para grabar una nueva y reciente. Y que en esa copia sólo había volcado la carpeta de Mis documentos y ninguna otra para evitar tener archivos de sistema antiguos en mi sistema operativo nuevo. Y eso… dejaba fuera las fotos.

TODAS las fotos DESDE EL COMIENZO DE LOS TIEMPOS. Bueno, conservo las de papel de cuando era pequeña. Y las que he recuperado del ordenador del vikingo que por suerte tenía copia de las fotos de nuestra vida en común. El periodo entre el fin de las fotos en papel y el día que conocí al vikingo: fundido en negro. Negro total. Ausencia de luz. Y de fotos.

Tengo que decir que después de todo, nada es tan grave. Que una puede vivir sin las fotos de hace nueve años, que tampoco pasa nada. Y que es una pena, sí, pero oye, qué le vamos a hacer.

Que para llorar mis penas me he hecho esta fabada, que es reconfortante y rica, y para celebrar que no tendré fotos pero el blog se salvó, aquí os la dejo ¿Os apetece?

Tengo que dar millones de gracias a Belén por enviarme desde Asturias esta fabada deconstruida [fabes, compango y plato, todo absolutamente todo me lo envió ella]

FABADA EN CROCK POT

[4 PERSONAS] | CAL 625,5 · HC 58,0 · PR 48,5 · GR 24,25 [POR RACIÓN]

INGREDIENTES

  • Fabes, 500 g
  • Compango, 250 g en total de:
    • Chorizo
    • Morcilla
    • Tocino
    • Jamón

MODUS OPERANDI

Hacer fabes en la olla de cocción lenta es lo más fácil y satisfactorio del mundo. Cocer legumbres con esta técnica es sublime, quedan tiernísimas sin deshacerse, merece la pena tener una sólo para comer legumbres de vez en cuando. Yo tengo una crock pot, pero imagino que todas las ollas son similares en cuanto a tiempos.

Sólo tenemos que hacer dos cosas:

Poner a remojo las fabes el día anterior, unas 8-10 horas en total.

En el recipiente de la olla, meter las fabes, el compango [piezas enteras, no es necesario cortarlas ahora], cubrir con agua [sobrepasar un dedo las fabes] y programar en BAJA entre 8 y 10 horas [hay que ir probando, la mía tardó 10 horas]. Cuando ya esté a punto de acabar, se prueba la sal y si es necesario se añade, pero lo normal es que la salazón del embutido sea suficiente y no haya que poner. Si está muy salado, se puede poner un par de trozos de patata para que absorban el exceso [luego se retiran].

Para dar más cremosidad al caldo, he sacado [después de estar todo cocido] unas pocas fabes y las he triturado con agua de cocción, no es necesario pero quedan más trabadas y a mi gusto más ricas.

Cuando esté, se saca el embutido a un plato y se corta. Y se devuelve a la olla o se coloca en los platos directamente, para que quede el caldo clarito.

La fabada se puede tener hecha con un día de antelación, de hecho, al día siguiente es cuando más rica está porque habrá asentado. Yo la dejo hecha, y al día siguiente la caliento en la misma olla, programando en BAJA entre media hora y una hora, según la cantidad que ponga.

7 Comments

  1. Siempre he sospechado que tenías un pasado oscuro, jejejejej Yo era de windows, me pase a a IOS, duré poco, no me gusta nada. y volví a windows que me encanta y controlo y puedo hacer de todo. Hace como 4 años usaba Linux, pero era mas que nada porque esta estudiando desarrollo de aplicaciones y hay que controlar todos los sistemas peeeero soy de ventanitas de colores.

    Aún no he hecho legumbres en mi olla lenta, pero la verdad que cada día la uso mas, yo que le hice un hueco en el armario y pasa mas tiempo sobre la encimera que guarda. Un placer pasar por aqui, y ver este plato que me ha quitado el frío mañanero del cuerpo, besos!!!!

    Reply
  2. Me ha recordado a mi amiga Ángeles cuando me contó que su perra, Diba (sisí con B) se comió todos sus álbums de fotos. Yo me horroricé y me dijo: bueno, total, hacía más de 15 años que no los miraba! Y la perra se lo pasó tan bien destrozándolos!!!
    Digo yo que esto es amor por los animales, jajajaja
    Oye, dile a Belenchu que me mande compango!!!

    Un beso enorme, bonita!

    Blanca

    Reply
  3. Victoria E

    Me he apuntado a la croxkpot,hace unos meses y la verdad que lo que he preparado hasta ahora me ha encantado……..y esa fabada es la prueba de lo rico que esta este chup-chup moderno
    Muchos besitos¡¡¡

    Reply
  4. Hola Ana, yo tengo un lío con las copias de seguridad que cualquier día lo pierdo todo jiji.
    Me alegro mucho que te haya gustado la fabes, el compango y el plato. La semana pasada tambien la hice yo en la olla lenta y esta de morirse, cada día me gusta mas esta olla, creo que yo publicare mi fabada a finales de semana, pero la mía no la desgrase. La tuya mucho mas sana. Me encanta te quedo genial.
    Besinos
    El toque de Belén

    Reply
  5. No quiero ni pensar lo de las fotos. Yo soy mucho de llevar fotos de todo. Ahora me parece una gozada acceder a las fotos en cualquier momento, pero cuando era jovencita llevaba siempre mis fotos favoritas, en papel y en el bolso. Disfrutba viéndolas, enseñándolas, etc.. La mayoría eran fotos de amigos, fotos antiguas y fotos mías de pequeña. Toooodas las perdí el día que me robaron el bolso. En cuanto se pudieron digitalizar fue lo primero que hice, pasar las fotos que más me importaban.

    En cuanto a la fabada que te voy a decir, es uno de los platos de legumbres que más me gustan aunque la como poco por aquello de la dieta, pero me muero por un plato. Mi tio era asturiano y sus hermanos le mandaban los compangos para que mi tia hiciese fabada y como eramos vecinos he disfrutado de los productos autoctonos siempre.

    Bss

    Elena

    Reply
  6. ChupChupChup Silvia

    Hola, yo ando liada igual entere sistemas operativos, y tengo la costumbre de hacer copias de todo por duplicado. Y eso que ahora hay mil nubes y app para hacer copias…. jajaja. Pero que he perdido cosas a veces y al final,que se le va a hacer…
    Pues nada que me llevo la fabada, que está muy rica :)

    Reply

Habla ahora o calla para siempre...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.