POLLO EN SALSA DE AZAFRÁN [La bici, los patines, el parque]

CAL 282,1 · HC 2,9 · PR 30,6 · GR 13,5 [POR RACIÓN]

Siempre he sido una persona muy deportista. A pesar de todo.

Hace algunos años, me compré una bici. No tenía parques ni carril bici cerca de casa, pero sí tenía un coche con un enorme maletero donde cargaba la bici y me la llevaba al pueblo o al parque.

Estas relaciones siempre son un poco así, primero te entusiasmas y el trinomio bici-maletero-parque parece una unión indisoluble, y un buen día el coche desaparece de tu vida y te quedas con la bici, sin el maletero y sin el parque.

Nada muy terrible. Pronto me hicieron un parque precioso y grandísimo a unos pocos minutos andando de casa. Y el Soñador apareció en mi vida, sin bici. Dos personas, una bici, un parque.

Recuperé aquellos patines que me regalaron una vez… sí, aquellos. El parque, la bici y los patines fueron una idea maravillosa… hasta que descubrí que los patines se llevaban mal con mis pies, me hacían un daño terrible, y los regalé.

Y enseguida a unos ladrones se les ocurrió abrir mi trastero y me quedé con el parque, sin los patines y sin la bici.

El parque precioso, eso sí. Para pasear.

Como solución a medias, un día me hice con unos patines de segunda mano, de esos de bota con ruedas normales [no tresenraya] y tan contenta yo esperando que llegara el verano. Y llega el verano, pero yo me mudo de casa. Y ya no tengo parque a unos pocos minutos.

Eso sí, los patines, impolutos.

Y no solo eso. Me han regalado otros. Unos tresenraya modernos de esos, monísimos. Tengo patines para mí, y para alguna amiga que se quiera venir. Los dos patines son, claro está, de mi número, y el Soñador no cabe ni encogiendo mucho los dedos.

Así que salí al mundo a buscar parques. Y encontré. Uno. Y hoy me he ido a dar un paseo, animada por estos primeros rayos de sol. ¿Tendrá pavimento alisado para bicis y patines? ¿O será un carril bici en un lateral del parque? Que nerviosssss…

Pues bien. Es un parque. En el sentido estricto de la palabra. Sin pavimentar ni un centímetro cuadrado. Sin caminitos que lo crucen, más allá de los senderos naturales que ha ido haciendo la gente caminando. Un enooorme solar de tierra y eso sí, mucha hierba sin cortar y muy verde, y hasta árboles. La única inversión en el mantenimiento de ese parque es la lluvia que cae. Que bonito, es. Pero así de primeras, patinar, creo que no voy a patinar mucho.

Vamos, que me veo cogiendo el metro para ir al Retiro a hacer deporte un rato, así es mi vida!

Sólo espero que mi próximo nuevo gimnasio [el antiguo está muy lejos de aquí, y el más cercano es prohibitivo, pero por suerte están construyendo uno no muy lejos de casa] tenga un monitor como mínimo igual de atento que el de antes y de vez en cuando me recuerde que no he ido a pasar la tarde, sino a esforzarme un poco en algo… porque si no… la relación entre mi trasero y mi ropa va a sufrir algunas alteraciones…

Por suerte, mientras tanto, voy sacando de las cocinas de mis víctimas del #asaltablogs recetas ligeritas, para compensar que los patines sigan en su bolsa casi un año después…

INGREDIENTES
[2 PERSONAS]

Pollo, 2 contramuslos con hueso y piel [450 gr]
Cebolla, media [60 gr]
Pimiento rojo, uno pequeño [50 gr]
Ajo, 1 diente
Azafrán, unas hebras
Vino blanco, medio vaso [60 ml]
Sal, pimienta

Guarnición: Tiras de calabacín salteadas con aceite y sal

MODUS OPERANDI

Salpimentamos el pollo, y lo marcamos en la sartén.

Si los contramuslos [o la pieza de pollo que utilicemos] tienen piel, los ponemos en la sartén caliente directamente, con la piel hacia abajo, sin aceite. La grasa que suelta la piel es más que suficiente para nuestro guiso.

Si no la tienen, los pondremos con una cucharada de aceite.

En ambos casos, doramos el pollo ligeramente por fuera [no más de 5 minutos], sin que llegue a cocinarse por dentro, y lo reservamos en un plato.

Preparamos en este rato la verdura: Limpiamos y cortamos en juliana la cebolla, cortamos en tiras el pimiento y picamos el ajo.

En la grasita del pollo que queda en la sartén [o aceite, si lo hemos usado] pochamos a fuego medio toda la verdura, con una pizca de sal. Cuando empiece a estar cocinada y blandita, añadimos el azafrán, damos un par de vueltas para que se tueste, y añadimos el vino.

Ponemos el pollo otra vez dentro, y lo cocinamos todo junto, tapado, unos 20 minutos dando vuelta al pollo a mitad de cocción.

Podemos triturar la salsa para que quede fina, a mí personalmente me gusta así, con toda la verdura entera, pero esto es cuestión de cada uno…

Fuente: Pollo en salsa de Tartis y Mas

24 thoughts on “POLLO EN SALSA DE AZAFRÁN [La bici, los patines, el parque]”

  1. Pues sí Ana, habrá que hacer todo lo posible para hacer más deporte, y si no hay donde patinar, pues siempre se puede andar, el caso es moverse. Con estas recetas ligeritas ya tienes muchos puntos ganados. Un besito guapa, muy buen asalto.

  2. Hola Ana! siempre te queda andar, si lo haces de forma energica, es decir casi haciendo marcha es un buen ejercicio que se puede hacer en cualquier parque esté o no pavimentado y, además, es gratis. Yo me levanto prontito todas las mañanas y antes de trabajar me meto hora y veinte minutos de marcha y me quedo como nueva.
    Entre las recetas de Libia yo también he elegido pollo, pero otra modalidad, aunque la receta tuya me gusta mucho y me la guardo para hacerla otro día.

  3. Hasta hace muy poco también era de no hacer ni gota de deporte , pero recientemente e empezado y ya me engancho, en una semana el cuerpo ya se te acostumbra y la sensación de bienestar que te deja en el cuerpo es brutal. Lo recomiendo cien x cien :)
    y para después de un rato de ejercicio nada mejor que zamparse un plato como el tuyo.
    Buen asalto guapa.

  4. Jajajaj, vaya historia con la bici y los patines. Es la ley de Murphy, cuando tienes una te falta la otra. En fin, no he cocinado nunca el pollo así pero en tus fotos se ve brutal, me encanta el toque de la decoración con el calabacín;)
    Un besito

  5. Buenos días preciosa. Si te consuela que te diga que yo soy la antideporte y que la única asignatura en la que me supendían era E. física, te lo digo todo. Ahora, sólo andar y andar, por gusto y por obligación médica. Lo demás, para los otros.
    Me gusta esta receta y tiene muy buena pinta. En casa el pollo, es lo que más comemos.
    A la espera de seguir con el tutorial de panes y ya te aviso que dentro de nada viene el BBSS esta vez sencillito y más corto que una no da ” pa más”. Besos y buena semana.

  6. Yo me iría contigo a patinar encantada si no fuera porque mis patines están muertos de risa desde hace años en el trastero. Me quedé embarazada a las dos semanas de comprarlos, y no he vuelto a tener ocasión de sacarlos. Allí, nuevecitos, con sus coderas y sus muñequeras y sus rodilleras y su casco. Todos juntitos. Abandonados. Así que a mi trasero le vienen genial recetas como ésta y como la de las acelgas que has publicado hoy! Me las apunto las dos porque a este paso este verano voy con el neopreno con capucha y todo.
    Bss
    Tengo un plan B
    http://tengounplanbeatriz.blogspot.com.es/

  7. Jajaja pero si con buscar el parque, el gimnasio, etc, seguro que ya te pegas una caminata. En fin, que te ha salido un pollo genial, a mí también me gusta las verduras enteras y al dente, pero con las peques no hay manera, mira que desde pequeñas he intentado dárselas así, pero al final he optado por lo fácil. Me ha encantado que hayas visitado mi cocina, un beso!!

  8. Ves, a mi me regalaron una bici con la esperanza que iba a aprender, los patines de mi hijo me caben y tengo parques por todas partes, lastima que soy una vaga y que no hago deporte, claro que así tengo el culo !! Un pollo fantástico para quedarme sin hacer deporte. Un beso.

  9. Ay, a veces hacer deporte es muy difícil! Yo querría tener bicicleta en Madrid pero no tengo un gran parque cerca y me da algo de miedo usarla por la carretera. Cuando voy al campo en Murcia me vicio :).
    La receta me encanta, con esa salsita tan aromática y el calabacín en su punto, ñam!

    Un abrazo

  10. Jajaja, pues esperemos que terminen de construir pronto ese otro gimnasio! Mientras…pues a patinar por el pasillo de casa! Yo por suerte vivo en una ciudad pequeña y llena de bicicarriles, parques, caminos, ideal para la bici, para patinar y para correr. No es por dar envidia, y tal… ;)
    Me parece estupenda la idea de poner los valores nutricionales de las recetas, es muy interesante. Yo, como casi todas mis recetas son de dulces, casi que mejor no lo pongo…;p
    Muás
    Gallecookies

Habla ahora o calla para siempre...